Escándalo de corrupción: Gobierno de Aguirre amaño contratos para financiar la campaña electoral del 2011 del PP, son las conclusiones recientes que hizo la UCO

Los casos de corrupción en los que está inmerso el PP siguen saliendo a la luz pública, en esta oportunidad la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil, ha investigado sobre la famosa caja B del PP de Madrid, la cual le ha hecho un cerco a Esperanza Aguirre.

Un documento que se incorporó al sumario de la famosa trama Púnica, donde los expertos en delitos contra la Administración del Instituto Armado, han concluido que el Gobierno de Madrid, durante el año 2011 amañó adjudicaciones, que permitieron al PP sufragar gastos de la campaña de las elecciones autonómicas.

Según la UCO, los fondos para financiar al PP se canalizaron a través de una agencia denominada El Laboratorio de Almagro 36 SL, quienes trabajaban para el partido, de acuerdo a documentos que ha tenido acceso El infiltrado.

La investigación de la UCO también concluyó que el ex viceconsejero de Presidencia, Borja Sarasola, se había reunido en varias oportunidades con los representantes de la empresa El Laboratorio de Almagro 36 SL, con el fin de dales información, sobre los procesos de licitaciones que aún no eran públicas, lo cual ponía en ventaja a esta agencia en los concurso y le permitía imponerse por encima del resto de competidores.
Borja uno de los pocos integrantes del núcleo de Esperanza Aguirre que aún no había sido señalado por financiación ilegal de Génova, fue relacionado a este gran caso de corrupción, quien junto a otros altos cargos de la Comunidad de Madrid en el año 2011, se inventaron licitaciones, con el fin de inyectar fondos al PP para financiar la campaña electoral con fondos públicos.

Sarasola se aprovechó de su peso en el Ejecutivo Región para ordenarle a Francisco Lobo, quien era el secretario general técnico de la Consejería de Economía y Hacienda, para que otorgara un contrato por unos 21.228 euros a El Laboratorio de Almagro 36 SL. Francisco Lobo aceptó una factura “falsa” y elaboró una memoria justificativa de un gasto que no tenía base para realizarse; ya que el único objetivo era ocultar el engaño.

De este contrato solo el 7% del dinero público era un costo real, el 93% restante fueron fondos que se malversaron de forma directa. También se descubrieron otros contratos donde intervenía Thinking Forward Spain SL, quienes sirvieron de “pantalla” a El Laboratorio de Almagro 36 SL, para obtener por vía de licitación un contrato que ascendía a 224.200 euros más IVA.

Esta investigación también se determinó, que las licitaciones que no presentan irregularidades de forma evidente en el procedimiento, fueron realizadas con maña. Ya que lo altos cargos del Ejecutivo madrileño se reunían con la agencia para brindarle información, sobre los procesos de licitación, lo cual le daba ventajas y le permitía prepararse de forma anticipada a los procesos. Teniendo en cuenta, que algunos procesos de licitaciones se tramitaron por la vía de urgencia, permitiendo a El Laboratorio de Almagro 36 SL, tener superioridad sobre los demás licitadores.

Estas investigaciones hacen evidente la corrupción que existe en PP y de la malversación de fondos públicos que se permitió durante el Gobierno de Esperanza Aguirre, quien fungía como presidenta de la Comunidad de Madrid.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: